El PPN denuncia una vuelta de tuerca más en la imposición del euskera por parte del Gobierno de Navarra

La presidenta del Partido Popular de Navarra, y portavoz parlamentaria Ana Beltrán, ha solicitado la comparecencia de la consejera Ana Ollo para que explique el proyecto de Decreto Foral sobre el uso del euskera en los nombres de los municipios de Navarra

La presidenta y portavoz parlamentaria del PPN, Ana Beltrán
La presidenta y portavoz parlamentaria del PPN, Ana Beltrán

La presidenta del Partido Popular de Navarra y portavoz parlamentaria, Ana Beltrán, ha solicitado la comparecencia de la consejera de Relaciones Ciudadanas e Institucionales, Ana Ollo, para que explique el proyecto de Decreto Foral que está preparando el Gobierno de Navarra por el que se establecen los criterios de uso y de expresión gráfica de las denominaciones oficiales bilingües de la población de Navarra.

“Este Decreto es una vuelta de tuerca más en la imposición del euskera que hace el Gobierno de Navarra”, explica Beltrán. “Nos encontramos una vez más ante el hecho de que para regular cualquier tema relacionado con el euskera el Gobierno de Navarra elabora un Decreto Foral para obviar cualquier debate en el Parlamento”, relata la presidenta del PPN. “Y además, con nocturnidad y alevosía, nuevamente, pues en ningún momento ha hecho público que estaba elaborando este decreto, ni que estuviera ya en fase de alegaciones públicas”.

“En esta ocasión, el Gobierno prepara un decreto para regular el euskera en los nombres de las poblaciones, con el agravante de que quiere promover el vascuence sobre el castellano e incluso quiere que se utilicen nombres que no son oficiales con el único afán de ‘normalizar’ un uso que no es normal ni habitual”, continúa Beltrán.

“El Gobierno, en su hoja de ruta nacionalista vasca, pretende dar una vuelta de tuerca más en su imposición del euskera, esta vez en municipios de la zona no vascófona donde ni se habla vascuence ni tienen ni han tenido jamás denominación en esta lengua. Ahora va a rotular con nombres que, nos da la sensación, en muchas ocasiones serán hasta inventados, pues no tienen tradición histórica ni consideración oficial”, explica la presidenta popular.

“Lo natural es que allá donde se habla el euskera, que es la zona vascófona, los nombres se usen en euskera y en castellano, pero allá donde el euskera no se habla ni se conoce, poner  el nombre del municipio en un nombre diferente aparecido de repente no aporta nada a los ciudadanos de dicho municipio, ni tampoco siquiera a cualquier persona que quiera acudir al mismo, y resultaría casi ridículo si no supiéramos con certeza que detrás de esta decisión hay una intencionalidad mucho más profunda”, concluye Ana Beltrán. 

Comentarios

Los comentarios enviados fuera del horario de moderación, serán aprobados al día siguiente.

voto por correoThe Commonwealth Fund reported in July cialis pharmacie cialis 2014 that an additional 9.